Estigma y falta de acceso a insumos en la menstruación frenan el desarrollo de miles de mujeres y niñas de Guatemala

Tina Gutiérrez
Tina Gutiérrez

En el mundo más de mil 800 millones personas menstrúan, pero a 500 millones se les niega el acceso
a instalaciones seguras y a los productos sanitarios que ayudan a manejar sus períodos saludablemente
(agua limpia, jabón, toallas sanitarias, analgésicos, entre otros). Aunado a ello, el estigma que sigue
rodeando a la menstruación impide que las personas tengan un adecuado desarrollo escolar,
profesional, emocional y social.


En Guatemala, según la Encuesta Nacional de Salud Materno Infantil, más del 55% de las mujeres entre
12 y 49 años que fueron entrevistadas revelaron que perdieron días de trabajo y estudios debido a
problemas menstruales y complicaciones relacionadas, también, las niñas y mujeres en áreas rurales o
indígenas de Guatemala están especialmente en riesgo de abandonar la escuela debido a la falta de
acceso a productos menstruales, así como la falta de instalaciones adecuadas para la higiene menstrual
en las escuelas y comunidades.


De acuerdo con un informe de Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF),
aproximadamente el 30% de las escuelas en la región no cuentan con servicios básicos de agua y
saneamiento, lo que dificulta aún más el acceso a una higiene menstrual adecuada.
El estigma en torno a la menstruación también tiene consecuencias en el ámbito educativo y laboral.
Muchas niñas faltan a la escuela durante su periodo menstrual debido a la falta de acceso a productos
de higiene o instalaciones adecuadas. UNICEF estima que en algunos países de América Latina las niñas
pueden perder hasta el 20% del año escolar debido a la menstruación.


El Día de la Salud Menstrual es reconocido cada 28 de mayo el mundo y fue lanzado por activistas en
2014 para resaltar la importancia de la educación sobre el manejo de la salud menstrual y empoderar
a todas las personas menstruantes para participar plenamente en la sociedad y vivir una vida saludable
y autodeterminada.


Este Día de la Salud Menstrual, AHF Guatemala junto a ASAVIDE y Acción para una Vida Saludable y
aliados estratégicos en 3 puntos clave del país como Cobán, Petén y San Marcos, hace un llamado a
gobiernos, sociedad civil y entes con interés comercial a incrementar la conciencia acerca de la
menstruación, la educación para el respeto hacia las personas que menstrúan y a impulsar acciones que
les garantizan un periodo digno, se realizará entrega masiva de toallas sanitarias, educación en gestión
menstrual, caminatas para sensibilizar a la población y romper tabúes.


El estigma y la discriminación en torno a la menstruación dañan a las personas y la falta de acceso a
productos e instalaciones para la salud menstrual, dificultan a las personas menstruantes el vivir una
vida saludable y desarrollarse en sus ámbitos sociales, escolares y profesionales. Es urgente, #NomasEstigma